martes, 5 de febrero de 2008

Análisis de “Un Hombre muerto a puntapiés” de Pablo Palacio

Desde el siguiente párrafo haré un análisis del cuento “Un Hombre muerto a puntapiés”. Para este análisis atizaré los diferentes elementos de la narratología como son: tiempo, espacio, focalización, voz narrativa y personajes

Tiempo: Del tiempo se puede decir que existe analepsis pues los constantes saltos de tiempo son justificados pues él que cuenta la historia intenta descubrir que sucedió el día en que encontraron a un hombre casi muerto entre la calles Escobedo y García y por eso en su mente empieza a reconstruir su versión de lo que sucedió.
Del tiempo también se puede decir que es una análisis pues existe muy poca historia porque la mayoría de la historia se encuentra en su imaginación.
Espacio: El espacio indudablemente en esta historia en la mente del que cuenta la historia y este espacio se realiza de acuerdo a su imaginación y hasta donde a el le parezca lo más acercado a la realidad porque la verdadera realidad nunca se cuenta.
Focalización: A mi forma de pensar este cuento tiene una focalización de un hombre que al parecer esta obsesionado con los investigadores y sus métodos que intenta seguir su lógica para resolver un caso con un simple reportaje del periódico y unos datos insignificantes que obtiene de parte del celador de policía.
Voz narrativa: La voz narrativa en las partes que cuenta a cerca de todas las deducciones y acciones que hace la persona que cuenta la historia para saber lo que paso con el hombre muerto están contadas en primera persona protagonista, pero en las partes que cuenta lo que supuestamente paso el día del asesinato esta en tercera persona editorial.
Personajes: El protagonista de la historia es un poco complicado de elegir por un lado esta la persona que cuenta la historia y por otro está la persona que fue asesinada; la persona que cuenta la historia se podría decir que es el protagonista porque aparece en toda la historia y se relaciona con casi todos los demás personajes excepto con los que él inventa en la historia del asesinato y por ese motivo podríamos decir que si se relaciona pues él es el que los crea; la persona que fue asesinada se la podría considerar como el protagonista porque por él se desarrolla la historia, por su muerte y por el desconocimiento de su muerte, pero el no aparece de una forma permanente en la novela pues desaparece en las partes en que se intenta encontrar alguna pista del porque de su muerte. Por esto yo he decidido tomar como protagonista a la persona que cuenta la historia.